Otros temas: MundoArte y CulturaSe dice que...Suscríbete a Nuestro Newsletter

ZonaDeportiva

¿Dónde estoy? | DEPORTES INTERNACIONALES

Barcelona cae en su regreso de vacaciones en su ríspida visita a Bilbao

Los culés no pudieron remontar, pese a la expulsión de dos jugadores del Athletic, y terminaron encajando una derrota de 2-1.

AFP
Foto D1, AFP.
Foto D1, AFP.

El Athletic de Bilbao ganó 2-1 como local al FC Barcelona en la ida de los octavos de final de la Copa del Rey, este jueves, pero vio cómo Lionel Messi suavizó la derrota de los catalanes con un gol en la segunda parte que da esperanzas a los suyos para la vuelta.

Con dos zarpazos en tres minutos, los ‘Leones’ se adelantaron 2-0 por medio de Aritz Aduriz (minuto 25) e Iñaki Williams (28). En la segunda mitad, Messi consiguió un soberbio tanto de falta en el 52, que reenganchó a los suyos a la eliminatoria.

En el último cuarto de hora, el Athletic sufrió además las expulsiones por segundas amarillas de Raúl García (74) y Ander Iturraspe (80), con lo que acabó con nueve y resistiendo con muchos apuros. Messi incluso envió al palo en el 90+4, en una jugada en la que se rozó el empate.

“Ha sido un partido de intensidad, con un fútbol de presión. El Athletic nos ha generado problemas y ha sido fiel a su estilo”, afirmó el técnico del Barça, Luis Enrique Martínez, que cree que su equipo “mereció más” en la segunda parte.

Con esta corta victoria ante su hinchada en el Nuevo San Mamés, el Athletic viajará con una renta a favor al Camp Nou, donde se decidirá el duelo definitivamente el miércoles de la próxima semana.

El Athletic intentará en ese próximo pulso vengarse de un Barça que le ha derrotado en tres finales de la Copa del Rey en la última década (2009, 2012, 2015).

“En la primera parte hemos sido mejores. La afición nos empujó fuerte. Hemos intentado dejar nuestra portería a cero, pero al final no ha podido ser”, explicó uno de los goleadores locales, Iñaki Williams.

En su primer partido de 2017, el Barça se encontró una gran presión desde el principio.

El primer gol del partido, en el 25, llegó en un contragolpe rápido, tras una pérdida de balón de Andrés Iniesta. Aduriz recuperó ese balón e inició la galopada, antes de abrir para Raúl García, que centró al segundo palo y allí apareció Aduriz, incombustible a sus casi 36 años, para lograr el 1-0.

Apenas tres minutos después (2-0) llegó el segundo. Aduriz tuvo esta vez el papel de pasador, asistiendo de espuela a Iñaki Williams (28), que conectó un potente tiro que entró por la escuadra.

La recta final de la primera parte estuvo marcada por dos jugadas en las que los hombres del Barça pidieron que se pitara penal, sin éxito

Nueve contra once

En la segunda parte, el argentino Messi marcó de falta directa (52). El balón tocó en el larguero antes de entrar, según decretó el árbitro, pese a que los locales reclamaban que no había cruzado la línea por completo.

El último cuarto de hora se hizo muy largo para los locales, que acabaron con nueve por las expulsiones de Raúl García (74) e Iturraspe (80).

Jordi Alba (87) tuvo una gran oportunidad cuando se disponía a rematar sin portero pero bloquearon su disparo en el último momento. Messi, al palo en el 90+4, tuvo también muy cerca un empate que hubiera sido muy positivo para los azulgranas.

La nota emotiva en los instantes previos al inicio del partido la puso el recuerdo a Yeray Álvarez, el joven defensa del Athletic al que se extirpó a finales de diciembre un testículo tras ser diagnosticado con un cáncer. Los dos equipos saltaron al campo con una camiseta donde se leía “Ánimo, Yeray”, un mensaje que el propio jugador pudo leer directamente, ya que presenció el partido desde la grada.

Con el partido de Bilbao se completó la ida de los octavos de final de la Copa, que había comenzado el martes.

El Real Madrid y el Atlético de Madrid, con sus victorias sobre Sevilla (3-0) y Las Palmas (2-0), encarrilaron esta semana su pase a los cuartos de final.

Últimas noticias

Zona multimedia

Lo más...