Please enable JavaScript to view the comments powered by Disqus. Economista sobre Covid-19: “Más que una crisis sanitaria es una de desarrollo” | Diario1
Otros temas: MundoArte y CulturaSe dice que...Suscríbete a Nuestro Newsletter

NACIONALES

Economista sobre Covid-19: “Más que una crisis sanitaria es una de desarrollo”

Brecha de género, falta de recursos en las micro y pequeñas empresas, desempleo y otras problemáticas profundizan la crisis económica por la Covid-19, según señala experto del Programa de Desarrollo de la ONU.

Luis Duarte
El sector de las MYPES es de los más afectados por la crisis económica generada por la pandemia de Covid-19. Dentro de este, hay miles de mujeres empleadas, quienes también tienen en riesgo fuentes de ingresos.  /FOTO: PNUD El Salvado/Oscar Leiva
El sector de las MYPES es de los más afectados por la crisis económica generada por la pandemia de Covid-19. Dentro de este, hay miles de mujeres empleadas, quienes también tienen en riesgo fuentes de ingresos. /FOTO: PNUD El Salvado/Oscar Leiva

El economista jefe del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en El Salvador, Rafael Pleitez, señaló que la falta de recursos en las micro y pequeñas empresas, la brecha de género, el desempleo o la caída en los índices de desarrollo humano profundizarán la crisis económica a raíz de la pandemia de coronavirus (Covid-19) en el país.

A juicio del experto, “más allá de ser crisis sanitaria, es una crisis de desarrollo humano” y se refirió a uno de los sectores más golpeados en el país: las micro y pequeñas empresas (MYPES), que emplean a siete de cada 10 salvadoreños en el mercado laboral.

Pleitez dijo, en la entrevista República de Canal 33, que problemas que el país venía arrastrando desde antes de la pandemia se profundizarán tras los efectos de las duras restricciones económicas ante la crisis sanitaria.

Pleitez hizo hincapié en las micro y pequeñas empresas, las cuales se ven afectadas por la falta de internet, que les obstaculiza ingresar en el comercio en línea, y la falta de acceso a créditos.

FOTO: D1/MIGUEL LEMUS

Sectores económicos como las micro y pequeñas empresas, así como pequeños emprendimientos, se ven afectados por falta de créditos y el no tener acceso a plataformas de comercio en línea. Este sector es el que más empleos genera, pero es de los más perjudicados por la pandemia. FOTO: D1/MIGUEL LEMUS

 

“Se identifican nuevas desigualdades que están marcando el siglo XXI, entre ellas el acceso a internet de banda ancha. Ocho de cada 10 micro y pequeñas empresas no tienen acceso efectivo a internet y ahora con la pandemia se ha acentuado la necesidad de tener esta vía digital para el comercio”, destacó.

Añadió que hay otra brecha que afecta a las MYPES: “Seis de cada 10 no tienen acceso a créditos”, por lo que, en su opinión, no se puede aspirar a un desarrollo de la micro y pequeña empresa sin acceso al sistema financiero.

Desempleo

A juicio de la economista Ivette Contreras, que participó en la entrevista de Canal 33, el desempleo ya reportaba cifras preocupantes desde antes de la crisis sanitaria.

“Una de las principales deficiencias es no contar con datos de empleos más allá de lo formal. En este caso, en ingresan al mercado laboral un promedio anual de 50,000 personas”, que son en su mayoría jóvenes buscando primer empleo, mujeres que deciden entrar o volver al mercado laboral.

El problema, señala la economista, es que “solo se generan en promedio alrededor de 12,000 empleos (anuales), eso implica que por cada cuatro personas que ingresan, solo hay un empleo formal para ellas, antes de la crisis”.

Desigualdades para la mujer

Rafael Pleitez hizo hincapié en el tema del desempleo y se enfocó en el sector más afectado en la pandemia: la brecha de empleos para la mujer y su rol dentro de sectores laborales que se vieron directamente afectados por la Covid-19, como el turismo o restaurantes.

En ese sentido, el economista destacó que las condiciones preexistentes en el mercado laboral salvadoreño ya están marcadas por “desigualdades estructurales que afectan especialmente a las mujeres”.

El mismo PNUD registra en un informe sobre micro y pequeñas empresas esta problemática en el país: “Cinco de cada 10 mujeres no participan en el mercado laboral, mientras que para los hombres el número se reduce a dos de cada 10”.

Además, el reporte agrega que “las mujeres ocupadas se concentran principalmente en los sectores de comercio, hoteles, restaurantes y enseñanza”, los cuales precisamente que han sido fuertemente golpeados por la pandemia, “lo que aumenta la precariedad de su permanencia en el mercado laboral”.

Caída en índices de desarrollo

Por otro lado, Pleitez señaló que una de las evidencias de la problemática económica, no solo en El Salvador, sino en la región, es que “por primera vez, desde que se mide el Índice de Desarrollo Humano (IDH) desde 1990, este va a caer, y esto no había sucedido ni siquiera en la crisis financiera de 2008-2009”.

El IDH evalúa criterios como empleo, acceso a la educación, brecha laboral entre hombres y mujeres, inversión en salud y otros aspectos que permiten tener un panorama de la situación de cada país.

De acuerdo al reporte IDH de 2019, El Salvador es el país 124 de las 189 naciones que se miden dentro de los indicadores de las Naciones Unidas.

¿Qué hacer?

El economista jefe del PNUD resume que el impacto de la pandemia “ha pegado en todas las áreas y dimensiones que mide el desarrollo humano”.

“En primer lugar, los ingresos, y ahí están los pronósticos de una caída del PIB (producto interno bruto) en un rango entre 6 % y 9 %; pero más allá de eso hemos visto también un impacto directo en la educación, la escolaridad, el acceso al internet se ha vuelto en una variable clave en el presente siglo”.

Para disminuir el impacto económico y social de los estragos que ha causado la pandemia de Covid-19 en El Salvador, el PNUD sugiere “apostarle a una estrategia integral para la protección de los emprendimientos, micro y pequeñas empresas y la recuperación de los medios de vida de las personas más vulnerables”.

El PNUD, de hecho, propone 10 medidas a aplicar para que las MYPES, uno de los motores económicos del país, subsistan: Garantizarles el acceso a servicios financieros; brindarles apoyo técnico para reducir su exposición al riesgo y mejorar su adaptabilidad; desarrollar protocolos de bioseguridad adaptables a las MYPES; incrementar el porcentaje de compras gubernamentales a MYPES; o crear medidas que respondan a las necesidades de los diferentes tipos de MYPES.

Asimismo el PNUD sugiere “enfocar las medidas de rescate en los encadenamientos productivos e implementarlas sin deteriorar las finanzas públicas; combinar las capacidades institucionales y las nuevas tecnologías para estimular el empleo; promover la reinversión de las empresas para incursionar en la economía verde; ampliar el mercado potencial y las exportaciones de las MYPES; e incentivar la formalización”.

Noticiero 1

TELE1 CANAL 30 EN VIVO

Últimas noticias

Zona multimedia

Lo más...