Otros temas: MundoArte y CulturaSe dice que...Suscríbete a Nuestro Newsletter

NACIONALES

¿Dónde estoy? | NOTICIAS

Más personas podrían ser acusadas en caso Saca dice Fiscalía

La Fiscalía General de la República (FGR) no da por cerrado el caso contra el expresidente Elías Antonio Saca y asegura que las investigaciones continúan.

Redacción
FOTO: D1/MIGUEL LEMUS
FOTO: D1/MIGUEL LEMUS

El caso contra el expresidente Elías Antonio Saca no está cerrado. Las investigaciones continúan y otras personas podrían ser procesadas por haber participado en el desvío de varios millones de dólares. Esas son las respuestas que los fiscales dan cuando los periodistas los cuestionan sobre una lista de nombres que han sido mencionados en el juicio como participantes en la trama de corrupción.

“Yo he dicho que vamos a continuar con las investigaciones. No le puedo dar nombres. Gracias”, dijo a este diario el jefe de la Unidad Financiera de la Fiscalía, Jorge Cortez, mientras se retiraba del Centro Judicial Isidro Menéndez, después  que el Tribunal Segundo de Sentencia de San Salvador condenara al expresidente Antonio Saca a 10 años de cárcel.

Similar respuesta dio uno de los fiscales del caso en abril pasado cuando este periódico le preguntó si más personas podrían ser acusadas. “Es algo que está sujeto a investigación”, respondió.

Durante el juicio desfilaron los nombres de varias personas que de momento se desconoce la situación legal de ellos. No se sabe si la Fiscalía los tiene como testigos criteriados o si están siendo investigados

Por ejemplo, cuando el expresidente Saca confesó sus delitos, aseguró que había tenido colaboradores cercanos que le habían ayudado a lavar varios millones de dólares.

Uno de ellos  es un oscuro personaje que, según relató el exmandatario, le ayudó a movilizar el dinero de los fondos públicos que iba desviando a través de 16 cuentas bancarias a nombre de su secretario Privado Élmer Charlaix y de los contadores presidenciales Francisco Rodríguez Arteaga y Pablo Gómez. Su nombre es Irving Tóchez.

“Ya para ese momento me propuse sustraer otras cantidades mayores de dinero, pero no sabía cómo evitar que ese dinero fuera rastreado hacia este servidor o su origen.  Por eso consulté a una persona que se desempeñaba como contador y auditor de confianza, el señor Irving Pavel Tóchez Maravilla, del despacho contable Tóchez-Fernández LTDA, quien me dijo lo fácil que había observado que era evadir controles para la contratación de publicidad de Casa Presidencial por la forma en que se procedía en los exámenes especiales que realizaba la Corte de Cuentas de la República. Me sugirió que, aprovechando esa debilidad en los controles, se formaran sociedades con otras personas de confianza y que mediante esas sociedades se fingiera la prestación de servicios de publicidad y que, esta sociedad a su vez, fingiera la prestación de servicios por medio de otras sociedades, lo cual realicé”, expresó.

Pero también detalló que uno de sus máximos colaboradores para lavar dinero había sido el expresentador de televisión Jorge Hernández. Aseguró que a él le pagaba 10 mil dólares mensuales a cambio que le mejorara su imagen con una cobertura “amplia y favorable”.

“Me reuní con una persona de confianza a quien consideraba un amigo, el señor Jorge Hernández, a quien le expliqué lo que me proponía hacer y le pedí que utilizara sus sociedades que se denominaba Marketing & Service…  Le expliqué tal como me lo había sugerido Irving Pavel Tóchez, que una forma para poder beneficiarse de los fondos públicos y apropiarse de ellos era mediante la intervención de sociedades y aparentar que prestaban servicios a la presidencia. De esa manera se podía sacar el dinero de la presidencia y luego pasarlas a cuentas de este servidor”.

Jorge Hernández fue capturado en noviembre del año pasado y fue acusado por el delito de lavado de dinero. La Fiscalía aseguraba que este había lavado más de $7 millones de dinero proveniente del gobierno de Antonio Saca. Sin embargo, a finales del pasado mes de mayo se supo que Hernández había salido del penal donde se encontraba recluido por problemas de salud. Desde entonces se ha rumorado que la Fiscalía lo convirtió en testigo criteriado. Pero se desconoce su condición legal.

Otras personas también han sido mencionadas en el juicio. María del Rosario Zaldívar, quien fungía como secretaria de Mauricio Samayoa, presidente del Banco Cuscatlán en los años que Antonio Saca fue presidente de El Salvador, relató  que su jefe le ordenó que diera “todas las facilidades” al empleado del gobierno Pablo Gómez para cobrar cheques por cantidades superiores a los 50 mil dólares y transferir a fondos del partido ARENA.

Además, hay otras personas que aparecen en el expediente contra Elías Antonio Saca.

Noticiero 1

Entrevista Al Punto

Últimas noticias

Zona multimedia

Lo más...